Pronóstico de los próximos 5 días en Santa Cruz

La Hora en Bolivia

Warning: Parameter 1 to plgContentSimpleshare::onAfterDisplayTitle() expected to be a reference, value given in /home/radioiya/public_html/sitio/libraries/joomla/event/event.php on line 68

Faltan definiciones para el Piraí
 
El Piraí está enfermo y las autoridades aún no precisan cuál es el remedio adecuado. Así se evidenció en el foro sobre Amenazas para la preservación de la cuenca del Piraí, organizado esta semana por EL DEBER. Autoridades municipales de la Mancomunidad Metropolitana de Santa Cruz, la Gobernación cruceña y el Gobierno nacional fueron convocados para dar respuesta a la crisis ambiental que afronta el río por la devastación de sus riberas y la contaminación. Hubo propuestas. Varias coincidencias. Pero también muchas dudas sobre cómo actuar para salvar este patrimonio natural.


Diversos informes oficiales alertaron este año sobre una crisis ambiental que afronta el río por la explotación irracional de áridos (ripio, piedra, arena y arenilla) y por la contaminación. Pero aún no hay acciones coordinadas de protección. En el debate hicieron uso de la palabra empresarios dragueros y el sector de la construcción, quienes demandaron que las soluciones al problema ambiental no afecten su trabajo.


Luis Aguilera, director del Searpi, dijo que la depredación de algunos dragueros (60%) afecta a las comunas atravesadas por la cuenca media y baja del afluente, arriesgando la vida de las comunidades ribereñas ante una eventual crecida y ensuciando el reservorio acuífero de sus aguas. “De seguir el descontrol sobre los problemas del Piraí, nuestro cálculo es que en 20 años ya no va haber río”, advirtió Manlio Roca, secretario de Medio Ambiente de la Gobernación.


El problema del río es ambiental, pero involucra aspectos sociales, económicos y culturales, hecho por el cual se debe pensar en soluciones integrales, reflexionó la ministra de Medio Ambiente y Aguas, Mabel Monje. Todos coinciden en ese punto. Monje planteó un pacto nacional para salvar al Piraí y se comprometió a realizar una inspección ocular a lo largo de la cuenca acompañada de sus técnicos para elaborar propuestas.


Mario Cronembold, alcalde de Warnes, dijo que es la segunda reunión a la que es convocado para ‘hablar’ sobre los problemas ambientales del río con sus colegas munícipes, pero que hasta ahora no ha visto compromisos concretos traducidos en acciones. 
 
Gabriela Ichaso, ex gerente de la Mancomunidad Metropolitana de Santa Cruz, recordó que entre 2007 y 2009 las alcaldías se reunieron 17 veces para tratar la reglamentación del aprovechamiento de áridos y que pese a tener una propuesta conjunta de reglamento nunca se aplicó nada. “A este encuentro no asistió el ejecutivo político de la Alcaldía de Santa Cruz, que tiene un peso decisivo en este tema. Esa ausencia de voluntad política fue nefasta para que se apliquen los reglamentos y se trabaje de forma coordinada”, dijo. En ausencia del alcalde Percy Fernández, a quien también se invitó, asistió Ivonne Satt, directora de Medio Ambiente de la comuna capitalina. Satt dijo que la comuna cruceña invierte Bs 1,5 millones para proteger la orilla del río que corresponde a Santa Cruz y que no puede intervenir en la orilla de enfrente, porque no es su jurisdicción.
 
Jorge Morales, alcalde de La Guardia y último presidente de la mancomunidad, lamentó que cada municipio actúe aislado sobre la crisis ambiental del río y sobre otros tantos problemas comunes.


Al calor del debate florecieron las ideas. Se propuso declarar una pausa ecológica. Se planteó modificar las leyes de áridos y conseguir respaldo para los municipios de parte del Gobierno, la Fiscalía y la Policía para hacer cumplir a los privados las normas municipales. Se habló de un pacto nacional para salvar el río y de recuperar la calidad B de sus aguas. Se dijo que se puede mitigar con tecnología los impactos ambientales causados por la extracción de áridos a fin de evitar derrames de aceite.


Carlos Salinas, delegado de la empresa extractora de áridos Dracruz, recordó que debe haber una evaluación técnica que justifique una pausa ecológica y que de no hacerse de ese modo se afectaría a su sector que genera más de 10.000 empleos. Rolando Schrupp, presidente de la Cámara de la Construcción, sostuvo que una pausa ecológica en el Piraí encarecería el precio de los materiales de construcción y desestabilizaría la dinámica del sector que genera 120.000 empleos.


En resumen, el foro reunió a la mayoría de los actores decisivos para frenar los daños al río. Ahora el desafío es que estas instancias coordinen hasta encontrar salidas integrales.

La explotación de áridos no deja recaudaciones
Warnes, Porongo, Santa Cruz y La Guardia no reciben ahora recaudaciones por concepto de tasas y patentes por la explotación de las concesiones de áridos en el Piraí que hay sobre sus jurisdicciones. Así lo informaron sus autoridades en el foro organizado por el Diario Mayor, donde también participaron concesionarios del río.
 
A pesar de lo que manda la Ley 3425 y el DS 091 sobre la tuición de los municipios para administrar los ingresos que genera la extracción de áridos en los ríos (según la evaluación técnica de Porongo, las dragas producen alrededor de Bs 70.000.000 por venta de materiales cada año en el río en ese municipio), en estas cuatro comunas no se ha pagado nada este año y algunos anteriores.
 
 César Carrillo, alcalde de Porongo, explicó que solo en 2008 se recaudó Bs 90.000 y desde entonces nada. 
Jorge Morales, alcalde guardieño, expuso que por tasas y patentes de extracción de áridos las empresas no pagan nada y que en su defecto se ha previsto una tasa de transporte para los ripieros que genera una recaudación anual de Bs 200.000 por año.
 
Al impacto ambiental y a la contaminación del río se suma el problema de las bajas recaudaciones por la extracción de ripio y arena que, según el alcalde de Warnes, Mario Cronembold,“no deja recursos ni para reparar los caminos que arruinan los ripieros”.
 
Carlos Salinas, de Dracruz, sostuvo que la Ley Marco de Autonomías le quita la competencia de recaudaciones a las alcaldías y se las da a la Gobernación. “Hay contradicciones en las leyes y las autoridades no cumplen”, sostuvo.

Sobre la crisis del río   

 Desideria Lazo
 Cooperativista ripiera
 
Hay mayor daño ambiental desde que dragueros ilegales se han entrado a nuestras pertenencias mineras de áridos. Nosotros somos legales, respetamos las orillas del río y cuidamos las zonas donde trabajamos porque de eso vivimos. Somos legales, estamos dispuestos a adecuarnos, a escuchar lo que las autoridades propongan sin malas intenciones, de retirarnos de nuestras pertenencias. Nosotros somos responsables.

 Manlio Roca 
 Gobernación cruceña
Tenemos todo tipo de problemas no solo en la cuenca media y baja del Piraí. También hay dificultades en la cuenca alta que nace en la zona de Samaipata. ¿Cuál debe ser la estrategia para frenar los daños ambientales? Pues deben involucrarse los municipios. Convoco a las alcaldías a formar mesas de trabajo para elaborar propuestas, gestionar el respaldo legal y la voluntad política necesaria para actuar sobre esta crisis.

 Bernardo Cruz 
 Alcalde de El Torno
Tenemos un reglamento de áridos consensuado con los concesionarios y eso es bueno, estamos avanzando. Pero los ingresos que genera la actividad en mi municipio no son suficientes para cubrir las necesidades de protección ambiental que se debe dar conforme a la ley. Son insuficientes para aportar a la construcción de defensivos, fiscalizar la explotación irregular y el impacto ambiental que se produce. Este tema queda pendiente.

 César Carrillo
 Alcalde de Porongo
El descontrol que hay sobre el Piraí se debe a un vacío legal que tiene la Ley de Áridos 3425. La norma dice que las concesiones desaparecen, que la administración pasa a manos de la Alcaldía. Desde 2007, tenemos ordenanzas para regular el desorden que produjeron los empresarios, pero nos han demandado por eso. ¿Qué va a pasar con los derechos de propiedad en que se amparan los dragueros para no ser tocados?

Propuestas sobre la mesa   

Ideas   

Pausa Ecológica. El DS 091 faculta a los municipios a declarar un cese a la extracción de áridos para proteger las cuencas afectadas por la explotación irracional. Las autoridades definieron aplicarla en el corto plazo sobre el Piraí

Pacto nacional. La ministra de Medio Ambiente Mabel Monje ofreció un pacto entre alcaldías ribereñas, Gobernación cruceña y Gobierno  con los empresarios para ver cómo frenar en el corto plazo el deterioro del afluente metropolitano.

Cambio de leyes y uso de la fuerza pública. Se propone reformular la ley de áridos y su reglamento para reasignar más competencias a los municipios y a las gobernaciones en tareas de control. Se busca además apoyo de la fuerza pública.

Ecoeficiencia. Son criterios de eficiencia ambiental. Los constructores y dragueros plantean evitar la pausa ecológica en el Piraí a partir de inversiones en tecnología que reduzca el impacto ambiental que genera la extracción de áridos en el río.

Recuperar la clase B. Se propone orientar todas las estrategias lanzadas por las autoridades hacia la meta de recuperar la pureza clase B de las aguas del río, que por la contaminación hoy se mantiene en niveles C e incluso D, según los tramos.

Fortalezas   

Se prevé que la medida frene el impacto de la devastación en las riberas del afluente. Se considera que esta determinación permitirá generar espacios de planificación para un aprovechamiento sostenible de los áridos del río, mientras se regularizan las labores de control municipal y protección del río.

La propuesta contempla la inclusión del criterio de todos los actores del problema, tanto públicos como privados. La medida es complementaria a la idea de declarar pausa ecológica en las 58 áreas críticas identificadas por el Searpi. Se prevé respaldar a los municipios para hacer cumplir la ley.

La propuesta responde a la necesidad de los municipios autónomos de tener mayor claridad sobre sus atribuciones y competencias para controlar de forma efectiva la actividad extractiva. Se prevé que con la ayuda de la Fiscalía y de la Policía se pondrá en regla a los dragueros que causen daños.

Se busca planificar el proceso, desde la extracción de la arena y ripio en el lecho del río hasta la contaminación que genera el uso de combustibles para el transporte del material hacia la obra en construcción. Se prevé dotar de maquinaria de extracción sofisticada que no ensucie con aceite al afluente.

Esta propuesta fija un indicador concreto que puede reflejar si hay o no mejorías en el cuidado ambiental de las aguas del río. Los químicos de la industria, las aguas servidas de las ciudades y los desechos de los campamentos dragueros pueden ser fiscalizados a partir de este objetivo.

Debilidades   

Los constructores anticipan la desestabilización de su actividad. Los dragueros y cooperativistas anuncian que la pausa pondrá en riesgo más de 10.000 empleos directos. Se anticipa que frenar la explotación en el Piraí solo trasladará el problema a otro río y que generará mayores costos por transporte.

Los dragueros y el sector de la construcción alertan que si el pacto no incluye a los actores privados que trabajan en el río o que dependen de la provisión de materiales, ese pacto no podrá dar soluciones integrales al problema. Se afectará la economía de empresas y cooperativas.

Los dragueros temen que las autoridades municipales los retiren de sus concesiones en el Piraí, desconozcan sus derechos preconstituidos y se adueñen de los ingresos. Por otra parte, advierten que el uso de la fuerza pública puede dar lugar a una ‘cacería de brujas’ donde se mezcle a todos.

El costo de la tecnología de los sistemas de ecoeficiencia en la construcción es elevado. En otros países, la maquinaria es financiada con el apoyo de inversiones estatales que buscan reducir a largo plazo el impacto ambiental mientras se mantienen los procesos productivos.

A dos meses de la difusión de contaminación en el Piraí, las autoridades no iniciaron aún procesos de trabajo con la industria, cooperativas de aguas de las ciudades y con los asentamientos humanos para explicar la gravedad del problema. Hay retraso. Se debe comenzar de cero.

En números 

2,5
Millones de toneladas de áridos demanda cada año el sector de la construcción, según Cadecocruz.

17
Juntas tuvo la Mancomunidad Metropolitana para unificar el reglamento de áridos, sin resultados.

235
Dragas devastan las riberas del Piraí de entre 393 que identificó Searpi en la cuenca media y alta. 
 
  Share

Libres Pensadores

 

La receta keynesiana
Javier Paz García

 

LA BANCA Y LA LEY DE SERVICIOS FINANCIEROS
Armando Méndez Morales

 

Federalismo Un Nuevo Modelo de Estado (II)
Ignacio Baca Chaves

Destacados

Batalla de Florida

La Batalla de Florida sucedió el 25 de mayo de 1814, se libró en los márgenes del río Piraí. Fue una importante victoria patriota ya que después de esta, Santa Cruz de la Sierra fue retomada por los patriotas.

En la madrugada del 25 de mayo, el coronel Blanco divisó tropas patriotas y atacó a las avanzadas de José Manuel Mercado, las que retrocedieron lentamente para incorporarse a la caballería de Ignacio Warnes, tal y como estaba dispuesto en el plan de ataque. No fue posible alcanzar la margen norte del río Piraí, por parte del jefe realista sino hasta el mediodía.

Ver más [+]

Habla popular Camba

Entramparse.- Contraer deudas.

Entromparse.- Manifestar enfado por algo y no dirigir la palabra a los circunstantes.

Ererú.- Guar. Eire, eirerú. Cierta clase de abeja silvestre.

Escotero.- Ant. Viajero a caballo que una jornada dolo sin carga ninguna.

Espequi.- Palanca de madera recia y ligeramente corva, que está unida al eje del trapiche para la caña y pone éste en movimiento, a fuerza de tracción animal. 

Ver más [+]

Nuestras Visitas

VISITANTES: 9,445,548
pie-logo.gif
Hoy, Viernes
28/11/2014